jueves, septiembre 21, 2006

De cuando Larisa Vega se encontró con Leslie Caron





Larisa Vega también se encontró con una estrella en una antigua ciudad de Bélgica, sólo que ni corta ni perezosa, dejó constancia de su admiración. Yo pensaba que sólo la gente de mi edad se acordaba de Gigi, o de la francesita enamorada de Gene Kelly en Un americano en París, pero no, Larisa la tenía entre sus favoritas y la encontró en un restaurante de la ciudad de Mons – se celebraba un Festival de cine del amor—y ella viajó con una de sus películas, Viva Cuba, de Juan Carlos Cremata. La literatura cubana también, como Larisa, la recuerda. Si no, volver a ¿Por qué llora Leslie Caron? de Roberto Urías (1988).

Qué alegría me da cuando las actrices de la generación de mi hija Broselianda (nacidas en los primeros años de los sesenta) tienen oportunidades en el cine, pues los nuevos necesitan ver las caras de los suyos como nosotros tuvimos a Raquel, Eslinda y a Daisy y a Adela Legrá. Larisa, que estudió ballet y actuación y se graduó en el Instituto Superior de Arte, ha trabajado en todos los medios, incluidas telenovelas, seriales y teatro, pero sobre todo muy activa, en los últimos años en la televisión y el cine. Para los que quieran seguir su próximo recorrido, Larisa Vega Alamar aparece en
Habana Blues, de Benito Zambrano (Premio Goya por el largometraje Solas)
Les amants du Bagnes (Francia-ICAIC), dirigido por Tierry Binisti para el Canal TF2, Francia.
Páginas del diario de Mauricio (ICAIC-España-México) dirigida por Manuel Pérez. ¡Espérenla!

2 comentarios:

Anonymous dijo...

realmente es impresionante la carrera artistica de la sra larisa vega,se merece toda la suerte del mundo

Anonymous dijo...

No he seguido la carrera de Larisa, más se de la de Brose por la cercanía, pero me alegro mucho de ver a mis compañeras de clase en el ISA, con una vida tan activa y tantos sueños cumplidos y por cumplir. Yvonne López Arenal