miércoles, marzo 12, 2008

Vista del cine La Rampa desde un Lada


Para nadie es un secreto que La flecha necesita una sacudida y no simples retoques. Una reparación general y no un maquillaje. Así que como aprecio mucho a los lectores que sin primicias todavía entran, y siguen haciéndolo, busqué la colaboración anónima de una corresponsal habanera, que hace mucho escribió sobre temas relacionados con la farándula, los días buenos y los malos, lo que se dice y lo que se comenta. A lo mejor no es lo que esperan, pero a partir de hoy comienzo a darle la palabra a ella y a sus breves crónicas de mi país, mi ciudad y mi barrio. Y sobre alguna gente conocida o desconocida que les gusta el blog.
Mi corresponsal empezó con esta vista maltrecha del cine La Rampa porque fue el cine de nuestra juventud.

No hay comentarios: